.

index

.


                       
PHOTO     PAINTINGS   INFO      
  Cucú       Niebla       bio        
  Viento               contact        
  Solitude               journal        
                         
                           
                           
       
 
 
 
 
  Solitude

 

> next


Solitude
(2012)


Una mirada que se contrapone a lo observado, la retina inquieta – víctima, quizás, de una sociedad en continuo cambio – que trata de captar, a su paso, la esencia de los lugares por los que transita.

Solitude es un viaje en el que el paisaje pasa de ser contingencia para convertirse en protagonista imprescindible del relato. Se trata de un paisaje conformado por la propia naturaleza y la intervención del ser humano cuya creación se integra en el entorno. Así, torres de alta tensión, silos, reclamos publicitarios, cobertizos o postes telefónicos se funden con campos de maíz, colinas o árboles recortados en el cielo del atardecer.

Ante la mirada del observador, este paisaje que se despliega a ambos lados de la carretera es un universo de líneas, formas y colores que explican la realidad orográfica, social y cultural del camino. No se trata tan solo, sin embargo, de un mero desplazamiento espacial, sino que en él se halla el tiempo que habitan los recuerdos, pues se trata de un viaje marcado por la nostalgia del regreso a casa, expresada en la soledad que emana de los campos yermos, en la infinidad del cielo, en el aislamiento de árboles y construcciones.

Frente a la solidez del paisaje, se plasma en las fotografías la mirada líquida del observador que ve las figuras difuminadas por la velocidad y que se refleja también difuminado en el cristal desde el que escruta un paisaje que ignora su presencia transitoria. La metamorfosis del paisaje transmite también el cambio interior y el existencialismo de quien añora lo que deja atrás cualquiera que sea el rumbo escogido

Solitude evoca el sentimiento humano a través de un paisaje deshumanizado, sólo un elemento físico permanece, aquél con el que el observador se identifica y que refleja la ausencia, la nostalgia, la soledad y lo efímero,